Qué es la retrognatia mandibular y cómo se trata

0
Retrognatia mandibular, causas y tratamiento
Canva

La mandíbula es un componente esencial de la estructura facial, y su posición influye significativamente en la armonía facial y la función masticatoria. En individuos con retrognatia mandibular, la mandíbula inferior está posicionada más hacia atrás de lo que se considera normal.

Este desequilibrio puede deberse a factores genéticos, al crecimiento mandibular insuficiente durante el desarrollo, o a una combinación de ambos. Esta puede verse agravada por factores ambientales como chuparse los dedos, alergias, función respiratoria deficiente, deglución atípica o respiración bucal crónica.
Las personas con retrognatia mandibular a menudo presentan una apariencia facial característica, que incluye un mentón retraído y una apariencia de perfil plano. Además de las preocupaciones estéticas, esta condición también puede tener implicaciones funcionales, como problemas en la masticación, la fonación y la respiración.


Diagnóstico de la retrognatia mandibular


El diagnóstico preciso de la retrognatia mandibular implica una evaluación exhaustiva por parte de un profesional de la salud especializado, como un ortodoncista o un cirujano maxilofacial. Durante la evaluación, se pueden utilizar diversas herramientas y técnicas, que incluyen radiografías, imágenes tridimensionales, y análisis del modelo dental y facial.
Las radiografías ofrecen una visión detallada de la estructura ósea de la mandíbula y permiten al profesional evaluar la magnitud de la retrognatia. Las imágenes tridimensionales, son útiles para obtener una comprensión más completa de la anatomía facial y planificar el tratamiento de manera más precisa.
El análisis del modelo dental y facial implica el estudio de la relación entre los dientes superiores e inferiores, así como la evaluación de la función masticatoria. Este enfoque ayuda a determinar la mejor estrategia de tratamiento para abordar la retrognatia mandibular de manera integral.

Tratamiento de la retrognatia mandibular


El tratamiento de la retrognatia mandibular puede ser multidisciplinario e involucrar a varios profesionales de la salud, como ortodoncistas, cirujanos maxilofaciales y, en algunos casos, fisioterapeutas. Las opciones de tratamiento varían según la gravedad de la condición y las necesidades específicas de cada paciente.

Ortodoncia


En casos leves a moderados, los aparatos ortodónticos pueden ser suficientes para corregir la posición de los dientes y mejorar la alineación de las mandíbulas. Los brackets y los dispositivos de ortodoncia son comúnmente utilizados para realizar ajustes graduales en la posición de los dientes y la mandíbula.

Cirugía ortognática


En situaciones más severas, puede ser necesario recurrir a la cirugía ortognática. Este enfoque implica la reubicación quirúrgica de la mandíbula para corregir la retrognatia. Además este tipo de procedimiento implica la colaboración estrecha entre ortodoncistas y cirujanos maxilofaciales.

Rehabilitación funcional


Después del tratamiento ortodóntico o quirúrgico, es posible que se requiera rehabilitación funcional para optimizar la función masticatoria y mejorar la coordinación entre los músculos faciales. Los fisioterapeutas especializados pueden desempeñar un papel vital en este proceso, trabajando en estrecha colaboración con el equipo de atención.

Terapia psicológica


Junto con las intervenciones médicas y quirúrgicas, es esencial proporcionar respaldo psicológico a los individuos que enfrentan retrognatia, especialmente a aquellos que experimentan dificultades relacionadas con la autoestima o inquietudes estéticas vinculadas a su aspecto facial.

Bibliografía

  • Jenzer, A. C. (2023, July 3). Retrognathia. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK538303/
  • Qué es Retrognatia. Diccionario médico. Clínica U. Navarra. (n.d.). https://www.cun.es/diccionario-medico/terminos/retrognatia

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here