Terapia personalizada contra el cáncer gracias a un nuevo biomarcador

Un equipo del IRB Barcelona ha demostrado que la proteína TP53INP2 induce un tipo de muerte celular conocida como apoptosis utilizada en muchos tratamientos contra el cáncer y relevante en tratamientos de quimioterapia.

Biomarcador cáncer

La apoptosis es un tipo de muerte celular programada que las células cancerígenas son capaces de evitar.

Científicos del Instituto de Investigación Biomédica de Barcelona han descubierto que la proteína TP53INP2 tiene un papel muy relevante en este tipo de muerte celular y puede utilizarse en el tratamiento contra el cáncer para inducir la apoptosis en las células cancerígenas.

El TP53INP2 permite que las células cancerosas sean más sensibles a diferentes inductores de muerte celular.

Esta investigación describe como esta proteína aumenta la eficacia de algunos tratamientos de quimioterapia como es el caso de TRAIL. El TRAIL es un tipo de terapia con mucho potencial en el tratamiento contra el cáncer ya que permite inducir selectivamente la muerte de las células cancerosas.

Tal y como comenta el jefe del laboratorio de Enfermedades Metabólicas Complejas y Mitocondrias del IRB Barcelona, “observamos que altos niveles de TP53INP2 en las células llevaban a una aceleración de la apoptosis cuando ciertos receptores situados en la membrana celular estaban activados, mientras que las células que no tienen esta proteína son más resistentes a la muerte”.

Importancia de observar la respuesta al tratamiento

El problema, es que no todos los pacientes responden igual a este tratamiento y es necesario identificar aquellos en los que habrá una respuesta favorable. Principalmente porque en algunos tipos de cáncer podría resultar contraproducente y acelerar el proceso tumoral.

“Proponemos a la proteína TP53INP2 como un posible marcador que permita identificar pacientes que se podrían beneficiar del tratamiento con TRAIL”, añade Zorzano, catedrático de la Universidad de Barcelona e investigador del programa CIBERDEM.

La medicina personalizada, que permita adaptar el tratamiento médico a las características individuales de cada paciente, se presenta como una de las estrategias sanitarias con mayor potencial. Saber a qué tipo de cáncer nos enfrentamos y elegir el tratamiento más eficaz en cada caso aumenta la supervivencia de los pacientes. Pero aun faltan biomarcadores. En este sentido, este estudio ofrece una vía para la selección de tratamientos personalizados.

“Ahora estamos extendiendo el estudio a otros tipos de cáncer, como el de pulmón, para confirmar si TP53INP2 también mejora la respuesta al tratamiento con TRAIL”, agrega Ivanova.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here