Innovación en salud, eje sobre el que gira Infarma

Los grandes retos de la farmacia pasan por la digitalización, el envejecimiento progresivo de la población y la cronificación de las enfermedades

Jordi Dalmases en la inauguración de Infarma.


El Congreso y Salón Europeo de Oficina de Farmacia, Infarma, ya está en marcha. Durante estos días participarán en el evento más importante de la Farmacia española más de 170 ponentes y moderadores, tendrán lugar 7 Mesas de Actualidad y más de 32 Aulas Profesionales. Todo ello con la asistencia de más de 30.000 visitantes y 3.000 congresistas. Esta, la 31ª edición de este gran escaparate de la profesión gira en torno a la innovación en salud.

“Tenemos el objetivo común de mejorar la salud de las personas mediante la innovación, conectando a todos los agentes sanitarios, desde la Administración hasta los profesionales, las empresas, el entorno, los ciudadanos y los pacientes”, ha afirmado la consellera de Salut de la Generalitat de Catalunya, Alba Vergés, en el transcurso de la inauguración este congreso.

Además, ha añadido, “la Atención Primaria es el eje central de nuestra política de sanidad y, en este modelo, es importante la conectividad con la comunidad y el papel del farmacéutico como agente de salud”.

Por su parte, Julio Mayol, director médico del Hospital Clínico San Carlos, de Madrid, durante la conferencia inaugural, ha abordado el papel de los farmacéuticos en esta innovación en salud, asegurando que “pueden funcionar como sensores inteligentes para ayudar a los ciudadanos a conseguir una mejor adherencia a los medicamentos, que es el gran fracaso del sistema sanitario”.  

Tras un repaso por los avances más significativos del último siglo, la conferencia ha abordado el momento actual y los retos que afronta la farmacia comunitaria en un mundo extremadamente tecnológico. Y es que todavía existen problemas y necesidades no cubiertas donde la farmacia puede marcar la diferencia y aportar valor a la sociedad. La monitorización, la mejora de la adherencia, elperfeccionamiento de la dispensación y sobre todo la aportación de consejo profesional son los puntos de inflexión para convertir al farmacéutico en parte de proceso de innovación.

La profesión está muy viva y debemos explicar hasta dónde somos capaces de llegar en la promoción de hábitos saludables

Sobre los grandes retos de la profesión también ha girado la intervención de Jordi de Dalmases, presidente del Col·legi de Farmacèutics de Barcelona. El primero, señala, la digitalización del sector, “donde debemos estar preparados para aprovechar las oportunidades que nos puede proporcionar la tecnología”. Y, el segundo, “el envejecimiento progresivo de la población y la cronificación de la enfermedad, donde es crucial definir cómo se resolverá este desafío en el mundo sanitario y concretar el papel que tendrá el farmacéutico como profesional cercano a la población”. A ello ha añadido que “tenemos mucho que aportar para mejorar los resultados de salud”. 

El presidente del COF de Madrid, Luis González, ha destacado que “la profesión está muy viva y debemos explicar hasta dónde somos capaces de llegar en la promoción de hábitos saludables, en la prevención de las enfermedades y en la mejora de la salud desde la oficina de farmacia. Estas son propiedades de la profesión que van completamente en línea con el lema de la presente edición de Infarma ‘La salud nos conecta’”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here