La detección temprana y el uso de biomarcadores, claves en el abordaje del Alzheimer

0
Alzheimer

El Alzheimer es una enfermedad que actúa en silencio, desarrollándose lentamente con los años. Aunque no existe un tratamiento, la detección temprana del deterioro cognitivo junto con el uso de biomarcadores para la confirmación del diagnóstico son puntos clave para mejorar la calidad de las personas con esta enfermedad.

Sobre estos dos aspectos profundizaron durante LXXIII Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN), donde la comunidad científica debatió acerca de la innovación, los retos y las necesidades necesarias para la transformación de las vidas de los pacientes con Alzheimer.

Un diagnostico complejo

Las personas con Alzheimer pueden no sentir ningún síntoma durante décadas antes de ser diagnosticados. La acumulación de placas β amiloide en el cerebro puede comenzar entre 10 y 20 años antes de que la enfermedad se manifieste. Incluso pasado ese tiempo puede no detectarse.

Por eso, es importante la detección temprana de la enfermedad, cuando está en su fase de desarrollo. Es clave para la calidad de vida del paciente. Algunos síntomas a los que hay que prestar mucha atención son la pérdida de memoria a corto plazo, la dificultad para encontrar las palabras o la pérdida de la noción.

Uso de biomarcadores para la confirmación del diagnóstico temprano

Otro de los aspectos clave en el abordaje del Alzheimer es el uso de biomarcadores para la confirmación del diagnóstico temprano. Gracias a los biomarcadores es posible comprender la compleja interacción tanto global como regional entre las proteinopatías, la inflamación y los procesos neurodegenerativos, y sus posibles efectos sobre la función cognitiva.

En palabras de la Dra. Mercè Boada Rovira, Fundadora y directora Médica de ACE Alzheimer Center Barcelona: “Los biomarcadores han entrado en el mundo Alzheimer para dar un giro de 360 grados al diagnóstico, pronóstico y abordaje terapéutico de la EA. Como enfermedad compleja clínica y biológica, siempre nos hemos enfrentado a una falta de definición clara de la enfermedad o fenómeno clínico; a la tremenda heterogeneidad en los fenotipos clínicos y biológicos y a la falta o relación causal, poco comprendida, entre la expresión clínica de la enfermedad y sus fundamentos biológicos.”

La investigación y el desarrollo de estos dos campos en el Alzheimer transformará y cambiará las vidas de los pacientes y sus familias. La ciencia tiene todavía mucho que avanzar para cubrir las necesidades de estas personas.  

Así lo refleja Sergio Teixeira, Director General de Biogen España: «Estamos convencidos de que la Neurociencia es la próxima frontera, y ser partícipes de la discusión científica con los especialistas en un foro como la Reunión anual de la Sociedad Española de Neurología nos da la oportunidad de compartir los retos y la innovación que está transformando y cambiará las vidas de los pacientes y sus familias en esta área. Enfermedades como la esclerosis múltiple, la atrofia muscular espinal y la enfermedad de Alzheimer tienen un impacto devastador en todos ellos, y cuentan con necesidades no cubiertas para las que la ciencia tiene todavía mucho que aportar.«

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here